12 alimentos para prevenir las gripes y los resfriados

Se acerca el invierno y con él, ¡la época de gripes y resfriados! ¿Sabías que tu alimentación y la de tus hijos es fundamental a la hora de prevenir estas enfermedades? Como estás leyendo, comer bien, de manera variada y saludable, puede ayudarte a elevar las defensas naturales de tu organismo y el de los que más quieres.

Este otoño, no te dejes estar y pon manos a la obra: al realizar la compra no dejes de adquirir alimentos para

by David Castillo Dominic
by David Castillo Dominic

prevenir las gripes y los resfriados como las naranjas, la calabaza o el pescado.

¿Quieres descubrir qué alimentos pueden ayudarte a prevenir estas molestas enfermedades y evitarte una visita a la farmacia? ¡Vamos allí!

Prevención de gripes y catarros: ¿cómo ayuda la alimentación?

La alimentación saludable y equilibrada es la base para mantener tu cuerpo en forma, y no nos referimos a tener un cuerpo de tapa de revista sino ¡a un cuerpo sano y bien nutrido! Por eso, te recomendamos que sigas los consejos de alimentación de la pirámide alimentaria¡todo el año!

Ahora bien, en otoño e invierno es muy aconsejable aumentar el consumo diario de ciertos alimentos que por su alto contenido de nutrientes como la vitamina A, la vitamina C y el beta-caroteno, potencian tu sistema inmunológico, ayudando así a tu cuerpo a defenderse.

¿Cómo? Imagina que tu sistema inmunológico es una barrera o un muro que protege tu castillo (tu cuerpo) de ataques externos. ¿Qué pasaría si el muro no es sólido o tiene agujeros? Sencillamente que los atacantes podrían entrar sin problemas. Las vitaminas y otros nutrientes actúan como rocas o ladrillos que cubren esas deficiencias defensivas ¡y te permiten tener tu castillo bajo control! ¿No me digas que no es divertido explicarle así a los niños por qué deben comer de todo un poco?

Alimentos para prevenir gripes y resfriados

by tiverylucky
by tiverylucky

La lista de alimentos que ayudan a prevenir gripes, catarros y resfriados es larga… No tienes excusas para no incluirlos en la dieta de toda la familia. Recuerda que si los pequeños se niegan a comer un alimento, siempre puedes jugar con la presentación del plato para incitarlos a probarlo. ¿Descubrimos juntos los súper alimentos que nos protegen de las enfermedades?

1. Pescados, un gran aporte de Omega-3

Los pescados, entre los que destaca el pescado azul, aportan proteínas y Omega-3 al organismo. Estas sustancias ayudan al organismo a proteger los pulmones de las infecciones respiratorias al sintetizar anticuerpos. Ya ves: incluye pescado en el menú semanal. Dos porciones semanales de salmón ayudarán a levantar tus defensas.

2. Cítricos, el consejo de la abuela

¡Y cuánta razón tiene la abuela! Los cítricos son ricos en vitamina C, un nutrientes que puede ayudar a frenar el avance de un resfriado. ¿Lo mejor? Alternar los cítricos consumiendo naranja (muy rica en vitamina C), mandarina (rica en betacarotenes) y limón (gran valor antiséptico que lo convierte en un remedio natural contra el dolor de garganta y la tos).

3. Huevos: proteínas, vitaminas y minerales

Los huevos son un comodín en la cocina, no dudes en prepararlos un par de veces por semana. Un huevo contiene casi 7 gramos de proteína, pero además aporta al organismo vitaminas y minerales, entre los que destacan las vitaminas B6 y B12, el selenio y el zinc, ¡fundamentales para mantener fuerte el sistema inmunológico!

4. Yogur, el poder de los probióticos

Hoy en día se habla mucho de probióticos en la publicidad, pero ¿qué son? Los yogures tienen cultivos vivos que ayudan al sistema inmunológico a evitar que las bacterias malas progresen dentro del cuerpo. ¿Cómo? Muy fácil: si

by Apolonia
by Apolonia

las bacterias buenas son más que las malas, ¡la guerra por la salud está ganada!

5. Verduras de hojas oscuras para reducir el tiempo de la enfermedad

La mayoría de nosotros piensa en un zumo de naranja para ingerir vitamina C. ¿Qué me dirías si te digo que las espinacas, las coles de Bruselas, la lechuga y el brócoli tienen más vitamina C que los cítricos? Incluye estas verduras en la dieta de los peques y si los niños se niegan a comer verduras, ¡disfrázalas! En el enlace te damos ideas al respecto.

6. Calabaza, la reina del beta-caroteno

El betacaroteno es esencial para el organismo ya que cuando éste lo absorbe, se transforma en vitamina A, un nutriente que mejora las defensas y ayuda a prevenir enfermedades. Dale a tus hijos calabaza asada, en crema, mezclada con arroz o en puré, ¡es rica y súper nutritiva! Si a tu hijo no le gusta la calabaza pero sí la zanahoria, ¡a por ella! Las zanahorias también tienen mucho beta-caroteno, motivo por el cual su acción es similar a la de la calabaza.

7.  Kiwi, vitamina C al por mayor

Un kiwi aporta al cuerpo más vitamina C que una naranja. Es cierto que puede ser más difícil para los peques comer

by SOMMAI
by SOMMAI

un kiwi que beber un zumo pero ¡con intentar no se pierde nada!

8. Cebolla y ajo, antibióticos naturales

Tanto la cebolla como el ajo ayudan a prevenir y curar la gripe y los resfriados. Ambos tienen propiedades mucolíticas que ayudan a expulsar secreciones. ¿Un consejo? A los peques suele molestarles más la textura que el sabor de estos alimentos, por eso te recomendamos trocearlos y cocinarlos hasta que no sean perceptibles en el paladar. No abuses de ellos y verás que los peques los comen sin casi darse cuenta.

9. Miel, efecto antitusivo ¡y preventivo!

Incluir la miel en el desayuno de los niños mayores (recuerda que los niños menores de 3 años no deben consumir miel por el riesgo de botulismo) puede ser una gran idea. La miel tiene un efecto preventivo al aumentar las defensas naturales y antitusivo, aliviando la molesta picazón de garganta. Sírvele a tu hijo una tostada con miel o coloca un poco de miel en la leche, ¡le encantará!

10. Frutos secos y legumbres para mantener el calor corporal

Parece una locura pero no lo es: en invierno, perdemos fácilmente el calor corporal, exponiéndonos a toda clase de enfermedades. Los alimentos híper calóricos como las legumbres y los frutos secos aportan la energía necesaria para mantener la temperatura corporal correcta, manteniendo a raya a las enfermedades. Además, tanto los unos como

by Carlos Porto
by Carlos Porto

los otros aportan hierro y antioxidantes, fundamentales para mantener el sistema inmunológico fuerte.

11. Frutos rojos, vitamina C en pequeñas dosis

Los frutos rojos aportan vitamina C aunque para que sean realmente efectivos es necesario consumir gran cantidad. Los mencionamos porque ¡son fáciles de incluir en la dieta y a los peques les encantan! ¿Quién puede resistirse a las fresas, las moras y los arándanos? Incorpóralos al yogur o haz un rico batido de frutos rojos con leche.

12. Setas, propiedades antibacterianas

Las diversas setas, hongos y champiñones tienen propiedades antibacterianas que ayudan a combatir las enfermedades. Utilízalos en tostadas, cremas o como acompañamiento para carnes.

Una buena alimentación es tan importante como un buen abrigo. Este invierno no lo dudes y prepara un menú equilibrado que incluya estos alimentos para prevenir gripes, catarros y resfriados. ¡Tus hijos te lo agradecerán!

Fuente: http://bitly.com/1NBQxtH

Imágenes: http://www.freedigitalphotos.net/

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s